jueves, 5 de febrero de 2015

Machuca, Chile, 2004

Por RicaR

Machuca cuenta la historia de dos alumnos de once años que comparten aula en un colegio religioso del Área Metropolitana de Santiago de Chile, durante la última etapa del gobierno socialista presidido por  D.Salvador Allende y el golpe militar de Septiembre de 1973.
A pesar de haber sido rodada treinta años después de los acontecimientos que suceden y gracias a la calidad fotográfica -fue la primera película grabada en HD en Chile-, el espectador se sumerge en la magnífica ambientación de los días previos al Golpe, de convulsión política, inestabilidad económica y resentimiento social, con especial atención a los escenarios, vestuario, y documentación histórica.  Desarrolla un buen ritmo narrativo in crescendo, sosteniendo la atención mediante el equilibrio entre escenas de acción y momentos de reflexión por las contradicciones que plantea. La acertada banda sonora no quita protagonismo al trabajo de interpretación de los actores, destacando los papeles protagonistas, que se muestran desenvueltos y cercanos, bajo un guión sin muchas pretensiones, que toca temas políticos sin llegar a mojarse.


Sinopsis

 Pedro y Gonzalo vienen de dos mundos distintos, a veces enfrentados, que convergen en el colegio St.Patrick -en la realidad el St. George College-  como resultado de un experimento de integración social, en el que se mezclaban alumnos de clase alta con alumnos en riesgo de exclusión social, promoviendo la igualdad de oportunidades y la integración social, ya que las diferencias entre los estratos sociales estaban -y están- muy marcadas. El colegio está dirigido por “Father McEnrow”, que representa al sacerdote Gerardo Whelan (al que está dedicada la película) quien inculca a sus alumnos valores como el respeto, la tolerancia y el esfuerzo, mediante un proyecto educativo bilingüe que combina clases teóricas, actividades deportivas y trabajos en un huerto.
Chile está sumido en una inestabilidad provocada por el boicot al gobierno de la Unidad Popular, con desabastecimiento de productos de primera necesidad y manifestaciones cada vez más radicalizadas, a las que acuden los protagonistas para vender banderitas comunistas, o nacionales, dependiendo del momento. La amistad va soslayando los problemas derivados de las diferencias entre los mundos de los que provienen, pero el muro invisible que los separa va creciendo paralelamente a la tensión política y social:

“...un amigo...los amiguitos que tenís, ¿ah?, ¿sabís dónde va a estar tu amigo en cinco años más?: entrando en la Universidad, ¿y tú?: vais a estar limpiando baños. En diez años tu amigo va a estar trabajando en la empresa del papito, ¿y tú?: vais a seguir limpiando baños...y en quince años más tu amigo va a ser dueño de la empresa del papito, ¿y tú?: adivina...vais a seguir limpiando baños...tu amigo...para ese tiempo ni siquiera se va a acordar de tu nombre...tu amigo...tu amigo…”


Posibilidades educativas

“¿Cuál es la idea de mezclar las peras con las mananas?”

La película plantea el tema de la inclusión social, cómo la heterogeneidad en las aulas resulta enriquecedora ya que promueve la solidaridad, el respeto, la tolerancia y la cooperación  entre los alumnos. Es importante que chavales de ambientes hostiles se integren con otros de circunstancias más favorables, que tengan un referente y se apoyen en amigos con un entorno más equilibrado. Pero también lo es que estos chavales de entorno equilibrado se integren con compañeros de otras realidades menos idílicas, que sepan valorar lo que tienen, sean solidarios y desarrollen un sentimiento crítico. Un intercambio desinteresado y sincero, como el que plantea la película. Es una buena excusa para hacer dinámicas de grupo, role play o cualquier otra actividad en la que se pongan en el lugar de otras personas y se trabaje la resolución asertiva de conflictos, derivando en debates que promuevan la reflexión y el diálogo.
Se puede trabajar la comprensión del momento y realidad social e histórica ya que su ambientación roza lo real. Chile es un país extremadamente alejado geográficamente, pero que gracias al idioma tenemos oportunidad de conocer fácilmente. Su historia puede abrir estudios de investigación sobre sistemas políticos y económicos: el Gobierno de la UP, el Golpe de Estado, la Dictadura, la transición a la democracia, el paso del socialismo al neoliberalismo (Chicago Boys)...comparando posibles semejanzas y diferencias con nuestro devenir, reflexionando sobre el tratamiento de la información y el “modelado” de la historia.
También se puede estudiar la riqueza cultural de la época con Pablo Neruda, Gabriela Mistral, Nicanor Parra, Violeta Parra… trabajando conjuntamente con la asignatura de literatura o música.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada