miércoles, 20 de enero de 2016

Big Fish

Por Ainhoa Duque

Sinopsis ¿Realidad o fantasía?

Edward Bloom es un hombre que cuenta relatos de su vida con un aire de fantasía a todos los que le rodean. Estas características fantásticas de sus historias hacen que su hijo William no las crea y pretenda acercarse a su padre para conocer la realidad de toda su vida.
William se siente lejos de su padre, también debido a que en el día de su boda, Edward adquiere ese protagonismo con sus relatos en un día tan importante como ése.  Hecho que supone una discusión entre ambos, hasta que le avisan de que su padre sufre de una enfermedad terminal, regresando así con su esposa  a Alabama, para acompañarle en el final de su historia.
Su hijo empezará a apreciar los acontecimientos de Edward,  que penden de un hilo sujeto por la fantasía y la realidad, ya que comienza a entender que muchas veces es más agradable y excitante esa transformación de meros hechos sin importancia a auténticas aventuras.

“Un hombre cuenta sus historias tantas veces que se convierte en ellas. Éstas le sobreviven y, de esa manera, se convierte en inmortal”


 Es una película que o guardas en la memoria por su arrebatadora magia y su lección vital, o rechazas  por lo absurdo de su narrativa. Yo me sitúo en “película para atesorar”.


Análisis

Aparecen saltos entre el presente y el pasado, definiendo el pasado como algo metafórico  y fantástico y el presente, lineal y realista. De este modo queda reflejada la diferencia entre el mundo fascinante y colorido de Edward y la simple realidad.
Tim Burton manifiesta momentos muy emotivos que conectan directamente con el espectador, como la escena final de la película, en el que aparecen todos los personajes que compartieron el mismo tren con nuestro protagonista Edward durante su vida, en su entierro, personajes existentes en sus historias fantásticas. Dejando al espectador con dudas de hasta dónde llega la realidad de estas leyendas.
El cine de Tim Burton se caracteriza por su fantasía, sus imágenes de belleza poética y una historia que actúa como  un cuento de hadas. Construcción cinematográfica que siempre puede llegar a confundir.
Otro de los aspectos más cuidados del largometraje es su estética. La fotografía está cuidada al máximo detalle, destacando la luz y el color. Burton sigue manteniendo ambientes góticos y sombríos en algunos paisajes, pero abundan los coloridos. Juega con esta diferencia de ambientes en función del relato, si se encuentra en el espacio real o en el fantástico.
En la cinta aparecen múltiples elementos simbólicos, que tienen como finalidad establecer una crítica constructiva ante la perspectiva que adoptan las personas entre su futuro y sus sueños.

-El pez
Es una metáfora entre las personas y el entorno en el que se desarrollan. Viene a decir que las personas grandes tienen tendencia a estar en lugares grandes y las personas pequeñas se limitan a sitios pequeños. Es como la perspectiva sobre su rango de acción.  Si una persona cree que no puede conseguir un sueño o meta, estará nadando en una pecera. Sin embargo, si se da cuenta de que puede alcanzar lo que se proponga en la vida, se habrá librado de los límites de la pecera para nadar en la inmensidad del río.
Todo el mundo puede conseguir lo que se proponga.

“Si se guarda en un pequeño recipiente, el pez permanecerá pequeño; si tiene más espacio puede doblar, triplicar o cuadriplicar su tamaño”


 El pez solo sale de espaldas nadando hacia delante durante toda la película, a excepción de cuando se encuentra a la joven Templeton ya que es aquello que Edward buscaba en la vida.

-Los anzuelos
Los anzuelos representan todos aquellos límites y dificultades que nos vamos encontrando al perseguir nuestros sueños.
Son las zonas de confort, temores y precauciones que intentaran cercar a la persona libre e introducirla en la pecera.
Como anzuelo en la película aparece el pueblo de Espectro. Un pueblo utópico lleno de comodidades y satisfacciones. Sin embargo nuestro protagonista no acepta estancarse en esta calma, estabilidad y tranquilidad, continuando su camino que apenas acaba de empezar.

“Este pueblo es más de lo que podría soñar cualquiera, y si al final acabara aquí me consideraría afortunado, pero la verdad es que aún no estoy preparado para acabar en ninguna parte”. 


Esto no quiere decir que un pez nunca vaya a ser pescado. La persona será pescada cuando encuentre su deseo. En este caso el deseo de Edward era encontrar a su pareja ideal, por eso el pez se le representaba en forma de mujer.



Apuntar que cuando nuestro protagonista entra en Espectro una niña le quita los zapatos y los cuelga con el resto. Significado de haber llegado al final del camino.
Ya que los zapatos simbolizan la idea de continuar caminando. Eso explica que en la emotiva escena de Templeton y Edward en la bañera, ella se quite los zapatos.
Propuestas educativas
Película con muchas posibilidades educativas, ya que principalmente estimula el pensamiento. Tratan muchos posibles temas para reflexionar, como el amor, la  amistad, la familia,  la aventura y la muerte. En definitiva la vida en sí misma.
Una sorprendente reflexión de lo que mueve la personalidad y la condición humana.
Es una película muy positiva para los alumnos ya que refleja un arco iris de emociones y sentimientos encontrados y trata el concepto de felicidad de una manera única.
Es una película ideal para los estudiantes de 4º ESO, ya que tienen que tomar alguna que otra decisión importante, como la difícil elección de escoger si seguir estudiando, el qué, si trabajar… el principio de muchas decisiones.  “Big Fish” nos recuerda  que tenemos que tomar esas decisiones en base a las metas que persigamos en la vida.
Como sabemos el cine es uno de los mayores medios de transmisión de ideas pero es importante que después de ver la película dediquemos tiempo a analizarla y a pensar sobre sus temas e interrogantes y así no quedarnos sólo con la superficie.
Es posible la realización de un debate con los alumnos para tratar de reflexionar sobre las numerosas metáforas que surgen a lo largo del filme. Por ejemplo, ese rio que representa la vida, el camino que puede  recorrer el ser humano; y el pez, como un ser dentro de ese río. También es interesante que recapaciten y recuerden que la vida es la más grande aventura que el ser humano puede tener y que todos estamos destinados a grandes cosas, cada uno buscando su destino y aquello que le haga feliz. Viviendo la vida al máximo, aprovechando las oportunidades que se presenten y explorando nuevas. Así finalmente atrapar a ese “pez gordo”.
Otro ejercicio interesante es que los alumnos podrían ir recogiendo a lo largo de la película frases morales para luego comentar. Por ejemplo:

“No tendrás mucho, pero de lo que tienes tendrás mucho”.

Me atrevería a hacerles reflexionar sobre el acoso en las aulas con sutileza. Ya que hay una escena, en la que aparece un gigante al que todos excluyen por ser diferente, hasta que Edward le da una oportunidad y finalmente se convierten en compañeros de viaje, dando una lección al resto del pueblo. Ya que el gigante aporta muchísimos valores a su nuevo amigo.


Tiene una clara aplicación con dinámicas de grupo como “dilema morales” cuyo objetivo principal es la construcción de una escala de valores y estimular el proceso de reflexión.  Se formularan ciertos interrogantes, evitando temas demasiado ambiguos. Por ejemplo, ¿qué camino es el correcto, el corto y fácil o el largo y complicado?
También se pueden dar referencias de algún filósofo que aborde éstos temas. Por ejemplo Nietzche.
“Aquel que tiene un porqué para vivir se pude enfrentar a todos los cómos”. (Nietzche F.)
O grandes figuras como Freud, ya que la película sobrepasa lo real por medio de lo imaginario e irracional.
Finalmente anotar que esta gran historia inmortaliza la idea de que hay que luchar por lo que queremos y soñamos para hacerlo realidad, derribando obstáculos que se van presentando en el camino para seguir adelante.

“La fantasía en esta vida es a veces tanto o más necesaria que la realidad”

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada